Ahorre dinero en su licencia de televisión

Necesitas estar cubierto por una licencia de televisión válida si ves o grabas la televisión mientras se está emitiendo. Esto incluye el uso de dispositivos como un ordenador, un portátil, un teléfono móvil o una grabadora de DVD/video. Sin embargo, en ciertas circunstancias es posible reducir la cantidad que paga…

La licencia de televisión es en esencia un impuesto y actualmente asciende a 145,50 euros anuales para la licencia de televisión en color y a 49 euros para la licencia en blanco y negro. Sin embargo, hay concesiones para ciertos grupos elegibles, como los ciegos registrados que obtienen un 50% de descuento, mientras que las personas mayores de 75 años no tienen que pagar nada. Estos grupos deben asegurarse de que solicitan el descuento/exención al que tienen derecho.

Pero igual de importante es que si, por ejemplo, un familiar que vive con usted y que tiene más de 75 años, al registrar la licencia de televisión a su nombre, en vez de al suyo propio, usted podría beneficiarse de una licencia de televisión gratuita. Es importante que el familiar viva en el mismo edificio que usted y no en un edificio anexo o separado. Para conocer los criterios de elegibilidad completos siga este enlace a la página web de Licencias de Televisión. Este es un beneficio fiscal al que su pariente tiene derecho, así que ¿por qué debería perderlo sólo porque usted tiene la decencia de cuidarlo? Así que asegúrese de que si alguien que vive con usted es elegible para un descuento que usted lo reclame! Y como una licencia puede cubrir un hogar entero, todos los que viven allí pueden beneficiarse.

Y estudiantes, si se mudan a casa o dejan sus residencias y les quedan al menos 3 meses de licencia de televisión, pueden reclamar un reembolso.